Crianza sin residuos. Los trucos para conseguirla en tu vida

Crianza sin residuos

Si tienes un bebé o estás esperando uno sabrás que hay que adquirir multitud de cosas para su crianza. Pañales, biberones, menaje, ropa, cuna, etc… La lista es casi interminable y la mayoría de ellos están realizados en materiales contaminantes y poco ecológicos como puede ser el plástico.

En el artículo de hoy queremos darte algunas ideas para que puedas realizar una crianza sin residuos o, al menos, que puedas evitar la mayor parte de ellos. De esta forma no solo reducirás tu huella climática sino que podrás ahorrar dinero y contribuirás a la toma de conciencia de las personas que están a tu alrededor.

Si piensas que es difícil encontrar en el mercado productos para la crianza de tu bebé que no sean de plástico debes saber que, afortunadamente, cada vez existen más establecimientos concienciados con el problema de los residuos y que venden este tipo de productos en materiales sostenibles y de residuo cero. Tan solo tienes que buscar en tu localidad o en las proximidades que seguro que encuentras alguno.

Opciones zero waste en la crianza

Pañales de tela reutilizables
Los pañales de tela reutilizables se adaptan al tamaño y peso del bebé

Cuando pensamos en los residuos que se genera con la crianza de un bebé siempre nos viene a la mente el tema de los pañales. Efectivamente, los pañales son el gran residuo que se provoca con el nacimiento de un nuevo hijo. Además, nos generan un gran gasto económico ya que se trata de un producto no se puede reutilizar por mucho que lo queramos. En un año de vida de tu bebé se pueden llegar a utilizar la cantidad de 1.500 pañales de un solo uso. Impresionante ¿verdad? Y si tenemos en cuenta que la media de uso de pañales de cada niño es de unos 3 años esa cantidad se incrementa hasta las 4.500 unidades. 4.500 unidades de residuos que quedan en los vertederos contaminando año tras año tanto la atmósfera como el terreno.

Afortunadamente existen otras opciones más sostenibles como los pañales de tela reutilizables y de larga duración. Estos pañales no son como los que utilizaban nuestras abuelas. En la actualidad están realizados con materiales ecológicos y son impermeables para evitar las fugas. Además se adaptan a las medidas de cada bebé por lo que pueden ser utilizados prácticamente desde el nacimiento hasta que dejen el uso del pañal. Incorporan en su interior recambios de telas absorbentes para que no se sientan húmedos ni tengan problemas de piel. Y debes saber que incluso los puedes aprovechar de un hijo para otro. Así que ya sabes, decántate por los pañales reutilizables para una crianza sin residuos.

Elimina las toallitas desechables para el cuidado del bebé

Las toallitas desechables son otro de los productos que debes evitar utilizar si quieres llevar a cabo una crianza sin residuos. Son un elemento que se han convertido en un auténtico quebradero de cabeza para el medio ambiente y para la gestión de las aguas de saneamiento de las viviendas. Generan un gran impacto en el medio ambiente ya que, además de tratarse de un producto que tarda cientos de años en degradarse, contiene sustancias tóxicas que resultan dañinas para la vida de los seres vivos. Si haces uso de ellas, por favor, nunca las tires por el inodoro ya que provocan atascos en las tuberías de saneamiento.

La opción que puedes utilizar en su lugar son discos o toallitas de algodón (y mucho mejor si se trata de algodón orgánico). Estos productos podrás reutilizarlos innumerables veces con el consiguiente ahorro económico.

El menaje del bebé

Otra de las necesidades del bebé en las que solemos utilizar mucho plástico es en el menaje. Biberones, chupetes, vasos, platos, cubiertos, etc… En el mercado podemos encontrar multitud de menaje y accesorios para nuestro bebé y la mayoría de ellos fabricados con plásticos.

La versión zero waste que podemos encontrar para los biberones es con el recipiente realizado en vidrio o en acero inoxidable (para evitar roturas). Para la tetina mejor de silicona o látex.

Para los chupetes y mordedores la mejor opción es aquellos que están fabricados totalmente en látex y silicona. Son más blanditos y ecológicos.

En cuanto al menaje para tu bebé existen varias versiones más sostenibles. Así puedes encontrar en el mercado menaje realizado en cerámica, vidrio o acero inoxidable. Y, si prefieres algo más ligero y difícil de romper o abollar, los realizados en madera o bambú (la mejor opción en cuanto a sostenibilidad).

Los juguetes más apropiados

Los bebés, desde que nacen, deben encontrar a su alrededor elementos que les desarrollen los sentidos. Para esto están los juguetes. Conforme van creciendo esos juguetes se pueden ir poniendo a su alcance para que no solo desarrollen la vista sino también el tacto y favorecer la cogida de objetos.

Aina Juego Natural
Los juguetes realizados a mano con materiales naturales son lo mejor para tu hijo/a. Estos y muchos más los puedes encontrar en www.ainajuegonatural.wordpress.com

Es importante que estos juguetes estén fabricados en materiales que sean lavables pero también es importante que sean sostenibles. Por ello lo mejor es no comprar juguetes plásticos que acabarán por convertirse en un residuo más que acabará por contaminar nuestro entorno.

Existen varias opciones como juguetes de madera o de tela. La opción más sostenible que podemos encontrar en el mercado, sobre todo para los primeros meses de vida, son juguetes realizados a mano con materiales de origen natural. Esto juguetes son totalmente ecológicos y tienen las mejores texturas para los más pequeños de la casa.

Equipamiento para el bebé

Sin lugar a dudas, tener un bebé conlleva gran cantidad de equipamiento adaptado. Coche, asiento para el coche, hamaca, cuna, bañera, y un largo etcétera de nuevos productos a adquirir. En muchos de ellos es bastante complicado encontrar una opción realizada en materiales sostenibles y de residuo cero.

Aunque existen algunas pocas opciones sin residuo como pueden ser los fabricados en madera. En este material puedes encontrar la cuna, las sillitas y mesitas, alguna hamaca y poco más. Por ello puedes optar por la compra de segunda mano. De esta manera podrás ahorrar y reducir el impacto que generaría en nuestro medio ambiente la fabricación y posterior destrucción de un nuevo elemento. Ten en cuenta que aunque se trata de productos realizados en materiales no sostenibles suelen ser de gran durabilidad y pueden servir para la crianza de más de un bebé.

La ropa

Al igual que pasa con los pañales, la ropa es otro de los elementos que hay que tener en cantidad para la crianza de nuestro bebé. Crecen tan rápido que no da tiempo a estropear ninguna prenda. Por ello lo mejor es no hacer acopio de gran cantidad de prendas porque a penas dará tiempo de que las use.

Una opción residuo cero es adquirirla de segunda mano o, una vez que tu bebé no la necesite, venderla o donarla. Así evitas la producción de nuevas prendas y haces un bien a otra persona.

En cuanto a las toallas, baberos, camisetas y elementos que deban estar en contacto directo con la piel de tu bebé, lo mejor es que estén fabricados en algodón orgánico. Ya que ,además de comprar un producto sostenible, estarás evitando daños en la piel de tu bebé.

Si es la primera vez que lees uno de nuestros artículos y te interesa aprender más sobre cómo ser más sostenible y reducir tu huella climática, puedes acceder a nuestro blog aquí.

Si te resulta interesante nuestro artículo, puedes compartirlo en tus redes sociales. Así llegaremos a más personas y podremos, entre todos, ayudar a nuestro planeta porque el futuro no está escrito.