¿El café te gusta? Descubre cómo puede ser más sostenible

La forma más sostenible de tomar tu café

Cada vez resulta más económico comprar máquinas de café de cápsulas monodosis para tomar café en casa. Marcas de renombre o incluso marcas blancas disponen de multitud de máquinas de diferente diseño para facilitarnos la vida a la hora de tomar nuestro café diario. España se sitúa en el tercer país del mundo que más cápsulas de café utiliza.

Sin embargo, aunque esas cafeteras de diseño nos facilitan la vida, con el uso de las cápsulas de café estamos haciendo un daño irreparable a nuestro planeta. Si nos lees habitualmente, ya sabrás que siempre estamos concienciando sobre el residuo cero y la sostenibilidad. También damos consejos para que nuestra vida sea, cada día, un poquito más ecológica. Puedes acceder a nuestro blog aquí para ver todos nuestros post anteriores. Y hoy vamos a explicarte cuál es la forma más sostenible para tomar tu café.

¿De qué están hechas las cápsulas de café?

Capsulas de cafe
La mayoría de las capsulas de café están realizadas en aluminio recubierto de plástico, aunque se pueden encontrar en el mercado otras realizadas con materiales biodegradables.

Si bien en la actualidad estas cápsulas se

fabrican de diferentes materiales, tenemos que decir que la gran mayoría de ellas se trata de un residuo que daña nuestro planeta.

La mayor parte de las cápsulas de café disponibles en el mercado están fabricadas en aluminio recubiertas de plástico. Aunque ya existen marcas más concienciadas con la crisis climática que están optando por fabricarlas con papel o materiales biodegradables.

Podríamos pensar que tanto el plástico como el aluminio pueden ser reciclados pero, en el caso de las cápsulas de café, no es posible su reciclaje al no ser posible separar su contenido del recipiente. Por este motivo, en muchas ocasiones, estos residuos terminan en el contenedor de orgánicos dañando seriamente nuestro planeta.

Debido a la problemática de reciclaje de estas cápsulas, en algunas ciudades de nuestro país podemos encontrar contenedores especiales para este tipo de cápsulas. De este modo se evita que acaben formando parte de los residuos orgánicos. Las cápsulas así recogidas son recicladas separando el plástico, el aluminio y el café que contienen para tratar cada residuo de forma conveniente. El café se utiliza como abono y al plástico y aluminio se les da una segunda vida.

Podríamos pensar que entonces ya está todo resuelto ¿verdad? pero no es así. El proceso de separación y tratamiento de estos residuos también contamina nuestro planeta. Además, tan solo el 30% de las cápsulas de este tipo son tratadas así. El resto acaba en el contenedor de orgánico.

¿Qué puedes hacer tú para evitar la contaminación por cápsulas de café?

Antes de comprar tu cafetera de cápsulas puedes buscar en el mercado cuál de ellas fabrica sus cápsulas con papel o material biodegradable. De esta forma sabrás que, aunque utilices cafetera de cápsulas, no estarás dañando el medio ambiente con tus residuos.

Si ya dispones de una cafetera de cápsulas en las que sus cápsulas originales están hechas con aluminio y/o plástico siempre puedes buscar en el mercado cápsulas compatibles que estén realizadas con papel o material biodegradable. De esta forma podrás seguir usando tu cafetera sin dañar nuestro planeta.

También existen en el mercado cafeteras unidosis cuyas cápsulas son rellenables por lo que, de esta forma, ahorras en la generación de tus residuos.

En el caso de que tengas una cafetera de cápsulas cuyos envases son contaminantes y no exista, en la actualidad, ningún envase compatible de material biodegradable, puedes localizar un contenedor adecuado para depositar tus cápsulas.

Y si no tienes disponibilidad también puedes buscar alguna persona que recoja estas cápsulas de aluminio. Debes saber que hay personas que con los residuos de tus cápsulas realizan adornos y bisuteria aprovechando al máximo el aluminio del que están hechas. No tienes más que dar una vuelta por Internet o redes sociales para encontrar a personas interesadas en dar una segunda vida a tus cápsulas.

La forma más sostenible de tomar tu café.

Maquinas de cafe
La cafetera de émbolo es la forma más sostenible
para preparar tu café a diario.

Pues ya sabes cuál es la forma más ecológica de tomar café si usas, o tienes pensado comprar, cafetera de cápsulas. Sin embargo, si quieres ser del todo sostenible a la hora de preparar tu café, y evitar el impacto medioambiental de las cápsulas, debes saber que la mejor manera de prepararlo es con la cafetera de émbolo. Se trata de la cafetera más sostenible porque no necesita ningún tipo de filtro de papel y la que menos energía consume al producir el café por presión con el émbolo.

En segundo lugar está la cafetera italiana porque tiene un filtro permanente y consume poca energía.

Después estaría la cafetera de filtro y eléctrica, pero debes intentar emplear filtros que no sean de una sola utilización para evitar residuos. Debes saber que tanto el filtro de papel como los restos de café van al contenedor de orgánicos y que, si dispones de tu propio huerto o tienes plantas en tu hogar, los restos de café son un excelente abono para tus plantas.

Finalmente estarían, y por este orden, las cafeteras unidosis de cápsulas rellenables, las de cápsulas biodegradables y las de cápsulas de alumino y/o plástico.

Si quieres reducir tu huella climática al máximo, también puedes optar por utilizar un café sostenible certificado. De esta manera contribuyes a cuidar del medio ambiente, podrás disfrutar más de tu café ya que estos cafés tienen mejor sabor y sabrás que estás colaborando en que se cumplan los derechos de los trabajadores

Como en la mayoría de las ocasiones en las que tratamos la forma de evitar nuestros residuos y reducir nuestro impacto en el planeta, la solución pasa por hacer las cosas tal y como se hacía antes. Nuestros mayores han tenido una forma mucho más sostenible de vivir en nuestro planeta que la que tenemos nosotros. Reducción de residuos, reducción de consumo eléctrico, de gas, de agua, reaprovechamiento de recursos, reparación de maquinarias, tec…En definitiva una economía circular no basada en el consumismo como la que llevamos en la actualidad.


¿Conocías el impacto generado por las cápsulas de café? Puedes contárnoslos en comentarios. Y, si te gusta nuestro artículo, puedes compartirlo en tus redes sociales. Así llegaremos a más personas y podremos, entre todos, ayudar a salvar nuestro planeta porque el futuro no está escrito.