Las energías renovables y su impacto en el medio ambiente

Energías renovables

Todos tenemos claro que debemos dejar de emplear combustibles fósiles y pasarnos a las energías limpias. Las energías renovables son más beneficiosas para el medio ambiente pero también impactan, aunque en menor medida, con nuestro entorno.

Las energías renovables son energías limpias que contribuyen a cuidar el medio ambiente. Este tipo de energía no produce grandes cantidades de gases efecto invernadero, no genera residuos contaminantes ni pone en peligro la salud de las personas. Sin embargo, modifica el paisaje en el que se ubican.

Tipos de energías renovables que existen en la actualidad

Energía solar

La energía solar es la que transforma los rayos del sol en electricidad. Lo realiza de dos formas, una de ellas es de forma directa usando la energía fotovoltaica y la otra es de forma indirecta a través de energía solar concentrada.

Para ello, la energía fotovoltaica emplea paneles solares y materiales semiconductores para convertir la luz solar en energía eléctrica mediante el efecto fotoeléctrico. La energía solar concentrada emplea lentes o paneles donde se acumula la energía del sol.

Energía solar térmica

La energía solar térmica aprovecha la energía del sol para generar calor o energía térmica. Este tipo de energía renovable emplea paneles o colectores solares en donde se concentra la energía para calentar el agua tanto para uso doméstico como industrial.

Energía eólica

La energía eólica es la fuente de energía que es generada por el viento, debido al movimiento contínuo del aire.

Mediante molinos de viento se transforma la energía del aire directamente en energía mecánica. También se emplean turbinas eólicas, de esta forma el aire se transforma indirectamente en electricidad.

Aunque nos pueda parecer un tipo de energía de actualidad, este tipo de energía renovable es de las más antiguas. Se emplea desde la antigüedad para navegar largas distancias.

Energía geotérmica

La energía geotérmica emplea la temperatura de las capas internas de la Tierra
La energía geotérmica emplea la temperatura de las capas internas de la Tierra

La energía geotérmica es la energía que proviene de la Tierra, del calor del subsuelo. Como es bien sabido, el calor de las capas de la Tierra es mayor conforme vamos adentrándonos en ella y en ello se basa este tipo de energía limpia. Empleando la energía de la Tierra se puede calentar o enfriar las casas directamente o producir electricidad. Cuando la roca fundida a grandes profundidades sube hasta la corteza terrestre puede entrar en contacto con agua subterránea. El magma calienta el agua que se transforma en vapor. Ese vapor es empleado por turbinas para generar energía.

En las viviendas esta energía se emplea utilizando directamente el agua caliente del interior terrestre para distribuirla a través de radiadores. Una vez fría se bombea hacia el depósito geotérmico en donde vuelve a calentarse.

Para enfriar los edificios se emplean bombas de calor geotérmicas que bombean el aire caliente del interior del edificio hacia la tierra enfriando así los espacios. En invierno el proceso es el inverso para calentar las estancias.

Energía hidraúlica

La energía hidráulica aprovecha la energía de la caída del agua desde una cierta altura para obtener energía cinética que mueve unas turbinas y a través de unos generadores la transforma en electricidad. De esta manera mediante centrales situadas bajo las presas o a lo largo de los ríos se transforma el movimiento del agua en electricidad.

Biomasa

A partir de restos biológicos se producen combustibles. De esta forma según el tipo de recurso orgánico que se emplee se podrá producir diferentes combustibles. Así podemos obtener energía térmica procedente de deshechos agroalimentarios o biocombustibles procedentes de azúcar o aceite.

La energía que las plantas capturan del sol queda acumulada en maderas, plantas y cáscaras de frutos que al quemarse liberan la energía acumulada o biomasa.

Energía de los océanos

Con la energía de las mareas, las olas y la diferencia de temperatura entre el fondo y la superfície del océano a través de un alternador podemos obtener energía eléctrica.

Hidrógeno

El hidrógeno se encuentra en abundancia en el Universo aunque no en estado puro, por ello, es necesario emplear la tecnología. Principalmente se produce gracias a la electrólisis del agua que separa de la molécula del agua el hidrógeno del oxígeno mediante la aplicación de energía eléctrica renovable.

Energía térmica

La energía térmica es la que se libera a través del calor que puede obtenerse de la naturaleza, del sol por rozamiento, etc…

Energía nuclear

Aunque pueda parecer que no es posible incluir la energía nuclear cuando hablamos de energías renovables, este tipo de energía se incluye cuando sustituye el uranio por el hidrógeno para la fisión nuclear.

El impacto ambiental de las energías renovables

Como indicábamos al principio de este artículo, las energías limpias provocan un impacto ambiental. Vamos a detallar algunos de ellos:

La energía solar impacta sobre el paisaje cuando las placas solares son instaladas en zonas naturales de alto valor ambiental. Es difícil que la instalación de placas solares quede oculta ya que necesitan zonas despejadas para captar la mayor cantidad de sol posible. Además eliminan cobertura vegetal allí donde se instalan.

Energía eólica
Cuando los aerogeneradores se instalan en las rutas migratorias de las aves impactan peligrosamente en la vida de las mismas.

La energía eólica también altera el paisaje debido a las grandes dimensiones de los aerogeneradores necesarios para captar este tipo de energía. El mayor impacto de este tipo de energía lo provoca sobre la fauna ya que provocan ruidos con el impacto negativo sobre las especies del entorno. Además, pueden encontrarse en las rutas migratorias de las aves lo que les afecta directamente.

La energía hidráulica altera el cauce natural de los ríos. Los embalses y presas que se emplean modifican el caudal del río y modifican su temperatura y oxigenación. Esto provoca alteraciones en el ecosistema fluvial que afecta directamente a la vida de la fauna y flora existentes.

  • La combustión de biomasa afecta directamente a nuestra atmósfera ya que es necesario transportar los residuos a las estaciones de combustión lo que produce la emisión de gases efecto invernadero.

Como ves existen hoy en día diferentes opciones a las energías renovables en sustitución de las energías no renovables tan contaminantes para nuestro planeta. Sin embargo, aunque en menores cantidades, siguen afectando a la vida de los seres vivos. Si deseas conocer cómo puedes ayudar a nuestro planeta puedes leer nuestro blog donde podrás encontrar recursos para reducir tu huella climática.

Dinos ¿Conocías el impacto ambiental que provocan las energías renovables? Puedes contárnoslo en comentarios. Y si te resulta interesante nuestro artículo puedes compartirlo en tus redes sociales. Así llegaremos a más personas y podremos, entre todos, reducir nuestra huella climática porque el futuro no está escrito.